Ingredientes:

- 200g de maní pelado sin sal.

-  2 cdas de miel

Procedimiento:

1. Triturar el maní con paciencia en una procesadora hasta obtener una harina fina.

2. Agregar la miel y seguir procesando hasta lograr una pasta.

3. Disponer en un molde chato con ayuda de tus manos o una cuchara para darle forma rectangular. Conviene colocar sobre un separador de nylon para evitar que se pegue.

4. Enfriar en heladera al menos 2 hs para que solidifique aún mas. Cortar en cudraditos y disfrutar.

Opcional: agregarle cacao amargo a una parte de la masa para obtener “marmolado”